Imagen de cabecera aleatoria... °Pulsa F5 si quieres ver otra!

Ronda, una grata sorpresa (3/5)

Pasado el Puente Nuevo se entra en el meollo de la cuesti√≥n. En las calles con solera, donde cada esquina te puede sorprender por su belleza, su luminosidad, o, por qu√© no, la s√ļbita aparici√≥n de un globo aerost√°tico entre sus tejados.

Ronda

Entre estas callejuelas, sin premeditaci√≥n ni alevos√≠a, pero con muchas ganas de andar y mucha curiosidad, se me perdi√≥ la ma√Īana. Descubr√≠ peque√Īas joyas, como la casa donde naci√≥ Francisco Giner de los R√≠os, o esta preciosidad a medio destruir (o a medio hacer, qui√©n sabe, qu√© m√°s da)…

Ronda

La impresionante fachada del Palacio de Salvatierra.

Ronda

Extracto de su entrada en Wikipedia:

“Un noble edificio que centra su decoraci√≥n sobre una singular portada renacentista que se organiza a partir de una pareja de columnas de orden corintio a cada lado de su amplia puerta adintelada, sobre las que se dispone un friso en piedra finamente decorado de donde arranca un balc√≥n cerrado por una espl√©ndida reja de hierro. El elemento m√°s llamativo de esta portada lo forma el grupo de cuatro figurillas incas que, a la manera de los atlantes de la arquitectura cl√°sica, sostienen sobre sus cabezas un front√≥n recto en cuyo centro se aloja el escudo de armas de los promotores de este edificio.”

La Puerta de Felipe V, el primer Rey de Espa√Īa Borb√≥n, data de 1742, y fue construida para reemplazar a la anterior, que se hab√≠a quedado peque√Īa. Tampoco es que √©sta sea enorme, pero supongo que en aquella √©poca las ancianas andaban en fila india y no ocupando toda la calzada en paralelo.

Ronda

Cruzando la citada puerta sal√≠ del centro de Ronda de nuevo, esta vez en direcci√≥n al vecindario de la Iglesia de Padre Jes√ļs.

Puente viejo y Padre Jes√ļs

A decir verdad había un punto en el mapa que me había seducido por su sugerente nombre, la Plaza de la Oscuridad. Supuestamente en ella encontraría una ermita conocida como de la Oscuridad, del siglo IX y que da nombre a la plaza. Bien, ni rastro de ella. Y la plaza de oscura nada. Lo cierto es que después de leer su entrada en la Wikipedia tampoco me queda muy claro si existe todavía o no.

Plaza de la Oscuridad.

Di la vuelta y antes de cruzar de nuevo la Puerta de Felipe V me encontr√© con la curiosamente llamada Fuente de los Ocho Ca√Īos. Curiosamente digo porque aunque tenga ocho ca√Īos s√≥lo uno funcionaba. Luego nos quejamos de c√≥mo est√° Espa√Īa.

Fuente de los ocho ca√Īos

November 3, 2011   Comments Off on Ronda, una grata sorpresa (3/5)